Explosión de Video Conferencias

Las video conferencias, hasta este marzo del 2020, no habían tomado el impulso para hacerlas conocidas y utilizadas por empresas, escuelas, colegios y personas particulares.

Los programas para video conferencias han existido desde más de 30 años. Si, aunque te parezca muy extraño, desde hace tres décadas. Su uso estaba limitado a empresas de gran tamaño y de países desarrollados.

Por el año 1990 Roos Perot – en su candidatura a presidente de EE.UU. – dijo acertadamente que la diplomacia estaba totalmente obsoleta, porque los gobernantes podían tener reuniones sin moverse de sus escritorios utilizando las tecnologías existentes de vídeo conferencias. 

De verdad algo muy verdadero e insólito porque en turismo político – tan popular y utilizado – se gasta miles de millones de dólares, totalmente innecesarios. Algunos gobernantes de turno viajan con un séquito compuesto de familiares, amigos y correligionarios, los cuales a su vez llevan uno o más acompañantes. Todo ello a costa de los pobres contribuyentes, que tenemos soportar las alzas constantes de impuestos, que financian estos derroches innecesarios.

Por el año 2012, las video conferencias, también llamadas reuniones virtuales ya eran de costo nominal o totalmente gratuitas. Se podían usar con computadora personales o teléfonos inteligentes existiendo, por esa fecha, numerosos programas (apps) para hacerlas.

No hay duda alguna que la adopción de innovaciones son de muy lento proceso. Esto, a menos que un evento extraordinario las impulse en un par de meses, a niveles desconcertantes, convirtiendo a medio mundo en adoptadores urgentes e inmediatos. (Una categoría desconocida en mercadeo, hasta la fecha).

Las video conferencias tuvieron un desarrollo lento con adoptadores tempranos, medios y enorme cantidad de tardíos. De pronto y sin aviso, marzo de este 2020, la tecnología de video conferencias llegó a la mayoría.

La aplicación más beneficiada fue Zoom, que en abril 2020 ya contaba con 300 millones de participantes diarios en reuniones. Una de las razones de ese crecimiento acelerado fue que la compañía, fundada en 2011 con un enfoque en los usuarios comerciales, se estaba ampliando para apoyar a los educadores y estudiantes con un nivel gratuito de su servicio.

Zoom proveyó, en el momento oportuno, comunicaciones de video fáciles de usar para usuarios no comerciales, incluidos los padres que ahora cumplen el doble y triple deber como maestros, entrenadores y enfermeras, todo mientras mantienen su vida profesional. Los familiares remotos también pueden visitarse usando Zoom mientras siguen las pautas de distancia social recomendadas.

A la vez se ha visto un gran incremento de aplicaciones de video conferencias, en el mercado, la gran mayoría de ellas solo con periodos muy cortos de prueba, para luego hacer cargos, algunos muy altos, solo al alcance de grandes empresas.

Algunos programas de Video Conferencias

www.webex.com.mx
www.genesys.com
www.megameeting.com
www.usaconferencing.com
whova.com/
www.aventri.com/
www.exordo.com/
www.hellosign.com/
www.eventopedia.com/
assistant.google.com
www.ifttt.com/
www.livestream.com/
www.eventbase.com/
www.zoom.com